Calado de San Gregorio

  • Autor de la entrada:
Calado de San Gregorio

En La Rioja se denomina calados a las antiguas bodegas subterráneas, excavadas bajo el suelo en unos casos y en otros construidas al aire libre y recubiertas con posterioridad. Los calados poseen tipologías diversas, con muros de roca natural, de piedra de sillería o de ladrillo, y abundan en el subsuelo de los municipios vitivinícolas de tradición centenaria.

Muchas de estas localidades celebran en nuestros días jornadas de puertas abiertas, durante las cuales los propietarios actuales de los calados, situados en la mayoría de los casos bajo viviendas particulares, permiten visitar estas cuevas de temperatura fresca y constante durante todo el año, en las que sus antepasados elaboraban y conservaban el vino. Algunas de ellas siguen cumpliendo hoy esta función, y constituyen auténticas bodegas tradicionales, destinadas al abastecimiento familiar.

El casco histórico de Logroño abunda en calados, lagares y vestigios de antiguas infraestructuras vitivinícolas, en unos casos identificados y restaurados y en otros todavía ocultos bajo los edificios de la zona. Hasta el punto de que una ordenanza del año 1583 impedía el paso de carruajes herrados por la calle Ruavieja, una de las más antiguas de la ciudad, para no perturbar el reposo de los vinos almacenados debajo.

El «calado de San Gregorio», recuperado en 2009 y gestionado por el departamento de Turismo del Ayuntamiento logroñés, permite conocer una de estas bodegas centenarias. De piedra de sillería y bóveda de cañón, tiene 30 metros de largo y va desde la calle Ruavieja hasta la calle San Gregorio, cuyas fachadas se asientan sobre la antigua muralla de la ciudad. Las visitas son guiadas y comienzan en una sala al nivel de la calle Ruavieja, donde se expone una gran maqueta de Logroño en el siglo XVI. En otra sala ubicada en un nivel inferior se proyecta un vídeo divulgativo sobre los calados de la capital de La Rioja. Finalmente se desciende hasta el calado propiamente dicho, que alberga pequeñas exposiciones temporales y cuenta con un curioso pozo construido con cantos rodados.

Las visitas se pueden concertar en la Oficina de Turismo de La Rioja.

CALADO DE SAN GREGORIO
C/ Ruavieja 29
26001 Logroño (La Rioja)

Deja una respuesta